Close

Aprender matemáticas a partir de la realidad

El Método de Algoritmos Basado en Números (ABN), creado por Jaime Martínez Montero, fomenta el cálculo mental a través de objetos cotidianos con el objetivo de hacerles ver que las matemáticas sí son útiles y más sencillas de aprender de lo que parece.

El método ABN ayuda a aprender matemáticas de una forma más sencilla y divertida.

¿En qué consiste el método ABN?

Las matemáticas tienen muy mala fama y resultan aburridas y complicadas para muchos niños, cuando realmente pueden ser muy divertidas y, por supuesto, necesarias.

Este método, creado en 2008 por creado por el profesor y filósofo 8, utiliza cantidades concretas, que se puedan manipular para que descubran sus reglas y construyan los números y las relaciones que se establecen entre ellas, permitiendo a los niños y niñas aplicar sus propias estrategias.

De esta forma, se pretende evitar algunos de los problemas habituales asociados al aprendizaje de las matemáticas:

  • Falta de capacidad de razonamiento en la resolución de problemas.
  • Nivel deficiente general de cálculo mental.
  • Actitud negativa de los niños hacia las matemáticas.
  • Bajos resultados.

El método ABN comenzó a usarse en dos colegios de España y ahora se extiende por México, Chile, Argentina y Colombia.

Se puede aplicar desde los 3 años en educación Infantil y continuar usándolo en Primaria.

Características del método ABN

  1. Es un sistema abierto, lo que significa que no hay una única manera de realizarlo, sino que cada niño puede encontrar sus propias soluciones en función de sus capacidades y desarrollo, en contraposición con las reglas cerradas de las matemáticas tradicionales.
  2. Está basado en números completos. Es decir, en el método tradicional se trabaja con cifras que se separan del número del que nos ocupamos. En el método ABN siempre se combinan los números en su totalidad, componiendo y descomponiendo las unidades, decenas y centenas como se prefiera para poder calcular.

Además, el método ABN se basa en unos principios:

  • Principio de igualdad:

Todo el mundo puede lograr una competencia matemática aceptable.

  • Principio de la experiencia:

Los alumnos tienen que ser el propio constructor de su aprendizaje, tienen que poder experimentar, probar y manipular por ellos mismos.

  • Principio del empleo de números completos:

Se usan números completos. Cuando el tamaño o estructura del número haga que sea muy compleja su utilización, se puede dividir en números completos más pequeños, pero nunca en unidades sin sentido.

  • Principio de la transparencia:

Transparencia en los pasos y procesos que se sigan.

  • Principio de la adaptación al ritmo individual de cada sujeto:

La estructura de los algoritmos ABN es muy flexible para adaptarse al ritmo de cada niño.

  • Principio del autoaprendizaje y del autocontrol:

El niño maneja todos los pasos del proceso.

8 beneficios del método ABN

  1. Los niños aprenden más rápido.
  2. Las matemáticas resultan más sencillas.
  3. Mejora la capacidad de cálculo basándose en el dominio de la numeración, la capacidad de estimación y la capacidad de resolución de problemas.
  4. Se adapta al alumno y a su ritmo.
  5. Potencia la seguridad y la autoestima a sentir el niño que es capaz de resolver con éxito los problemas matemáticos.
  6. Aumenta la creatividad al tener que descubrir ellos solos cómo resolver las operaciones y cálculos.
  7. Aporta calidad a la educación, mejorando el nivel individual y general de la clase.
  8. Consigue que las matemáticas sean algo lúdico y divertido.

¿Cómo llevar a cabo el método ABN?

Se puede empezar a enseñar desde los 3 años y la idea es usar situaciones cotidianas y materias manipulables para que aprendan a calcular y resolver problemas a su ritmo. La idea es que piensen en números, no en cifras.

En el método tradicional, si cambias un número de sitio el resultado ya no es igual, pero en el método ABN no se trabaja con el valor posicional de las cifras, sino con la numeración y con los cálculos efectuados de izquierda a derecha y no al revés.

Para empezar, se pueden realizar sencillos ejercicios para acercarse a las matemáticas como contar objetos, estimar cantidades, plantear situaciones que les obliguen a sumar, restar, multiplicar o dividir, etc.

A la hora de introducir el método ABN hay una serie de fases que debemos tener en cuenta:

1ª Fase: manipular, tocar, comprobar.

2ª Fase: gráfica, donde se van introduciendo signos numéricos y fichas.

3ª Fase: abstracta. No necesita materiales para resolver tareas matemáticas.

6 consejos para poner en marcha el método ABN

  1. No ir deprisa ni avanzar hasta que lo primero no esté bien claro.
  2. Dominar la numeración antes de empezar con el cálculo.
  3. Manipular objetos durante el aprendizaje.
  4. Evaluar al alumno conforme a los mínimos, no conforme a niveles que no puede alcanzar.
  5. Conocer bien los números del 0 al 10 y cómo se descomponen.
  6. Contar con diferentes materiales:
    • Alfombra con los números del 0 al 10 de goma eva desmontable.
    • Recta numérica en horizontal.
    • Tabla del 100 y maletín de números desmontable.
    • Policubos.
    • Depresores/palillos.
    • Tarjetas con las grafías de los números.
    • Platos de plástico.
    • Tarjetas de las manos.
    • Otros materiales que sirvan para contar: pinzas, botones, tapones, coches, lápices, ceras, rotuladores…

Fuentes:

Compartir en Familia

Aragón, E., Aguilar, M., Navarro, J. I., y Araujo, A. (2015). Efectos de la aplicación de un programa de entrenamiento específico para el aprendizaje matemático temprano en educación infantil. Revista Española de Pedagogía, 260, 99-113.

Martínez, J., y Sánchez, C. (2013). Resolución de problemas y método ABN. Madrid: Wolters Kluwer

Comparte este articulo en tus redes sociales

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Social media & sharing icons powered by UltimatelySocial